Archive for 18/10/09

PEQUEÑAS MOLECULAS DE ARN, SU INFLUENCIA EN LA ESCLEROSIS MULTIPLE

octubre 18, 2009

Investigadores de la Academia de Ciencias China en Shanghai han descubierto que pequeñas moléculas de ARN se asocian con las recaídas en los pacientes de esclerosis múltiple.

Según los autores, que publican su trabajo en la revista ‘Nature Immunology’, estas moléculas de ARN podrían servir como un marcador biológico de la esclerosis múltiple y podrían tener aplicaciones terapéuticas para el tratamiento de la enfermedad.

Las moléculas de ARN cortas, llamadas microARNs, se unen a regiones complementarias de ARNm no traducido e inhiben su traducción en proteínas.

Los científicos, dirigidos por Gang Pei, descubrieron que la cantidad de tal microARN, miR-326, en humanos se asocia con un brote de síntomas de esclerosis múltiple.

La manipulación de la cantidad de miR-326 en un modelo de ratón de esclerosis múltiple podía empeorar o aliviar los síntomas dependiendo de si la expresión del microARN aumentaba o disminuía respectivamente.

Los investigadores muestran que miR-326 inhibe la producción de una proteína conocida por inhibir las células T ayudantes que produce la citoquina interleuquina 17. Estas células de interleuquina habían sido asociadas antes con la esclerosis múltiple.

La medición de las cantidades de miR-326 podría por ello servir como un marcador de diagnóstico. Si se encontraran vías para inhibir el miR-326 en humanos, este descubrimiento podría ser también útil a nivel terapéutico al reducir el número de células de interleuquina 17 en los pacientes con esclerosis múltiple.

Anuncios

LA CAPACIDAD DE LAS CELULAS DEL UTERO

octubre 18, 2009

«El milagro no fue descubrir la capacidad de las células del útero, sino hacerlo con dos duros»
CHELO TUYA | GIJÓN
«El laboratorio que nos apoya lleva tres años en quiebra técnica. Sin tres millones, no podremos seguir».«No digo que sea la cura del cáncer, el alzheimer o la esclerosis, pero sí que le hemos abierto la puerta».
FRANCISCO VIZOSO

Personal: nació en Maniños (Coruña) hace 50 años. Padre de un hijo de 17 años que seguirá sus pasos, es cirujano por vocación e investigador por pasión.
Profesional: dirige la Unidad de Investigación del Hospital de Jove donde, con el apoyo de la empresa Projech, acaban de descubrir importantes cualidades de las células madre del útero. De ellas pueden surgir los fármacos que permitan curar el alzheimer, la esclerosis múltiple o metástasis cancerígenas.
«Si no hay dinero, yo no me iré a Houston, pero Projech sí. Gijón no puede perder este tren. No vendrá otro»
«Más que la religión, en este país el freno a la investigación es la falta de financiación, y no puede seguir así».
Con el apoyo de la empresa Projech, acaba de sorprender al mundo con su descubrimiento de que las células madre del útero tienen capacidad curativa para enfermedades como el alzheimer, la esclerosis o la metástasis del cáncer. Sin embargo, Francisco Vizoso no gritó ‘¡eureka!’ en un elitista laboratorio de americano, sino en el Hospital de Jove, centro donde, además de trabajar como cirujano, dirige la Unidad de Investigación. Su extremada prudencia no le impide alertar de que el paso dado es muy importante, pero apunta que todo puede quedar en nada si no hay apoyo económico para seguir la investigación. Según sus cuentas, para que la hipotética cura de estas enfermedades, ahora mortales, se convierta en realidad y, de paso, convertir a Gijón en el centro de la industria biotecnológica, sólo son necesarios tres millones de euros.
El mundo mirando hacia los Estados Unidos a la espera de avances sobre las células madres y la respuesta estaba en Jove.
-Bueno, es que aquí hemos contado con el apoyo incondicional, arriesgado y genial de la empresa Projech, que desde el principio apostó por nosotros. Afortunadamente, después de años de trabajo muy duro y con pocos medios, hemos podido descubrir la capacidad curativa de las células madres del útero.
-No se lo tome a mal, pero sorprende que no haya sido un gran laboratorio, con muchos medios, el que lo haya logrado.
-Lo entiendo. El milagro no fue descubrir la capacidad de las células madre del útero, sino hacerlo con dos duros. Nadie sabe que Projech ha estado tres años en quiebra técnica, que aquí no se invierte en investigación y que, a pesar de lo que hemos descubierto, si no hay financiación no podremos seguir.
-¿De cuánto dinero habla?
-No más de tres millones de euros.
-¿Está diciendo que con tres millones de euros puede tener cura para el alzheimer, las metástasis tumorales, la infertilidad o lograr que quien ahora no camina lo haga?
-Yo no digo que sea la cura de todas esas enfermedades, gravísimas y, hasta ahora, huérfanas de cura. Lo que sí digo que es que hemos abierto la puerta para hacerlo. Es un gran paso el que hemos dado, pero no es la meta. Ahora queda lo más importante, dos años de investigación.
-¿Por qué dos años?
-Es el tiempo mínimo para hacer los ensayos clínicos necesarios que permitan elaborar los medicamentos. Y es poco, ya que se trata de células humanas. Para un medicamento normal, producido por sustancias ajenas al organismo, el plazo mínimo es de seis o siete años.
-¿No se puede recortar?
-No, hay que ser realista. Es un trabajo muy riguroso el que hay que realizar y por eso los tiempos son los que son.
-Si logran los tres millones, ¿en dos años sí tendrá la cura para esas enfermedades?
-No lo sabemos. Lo que sí sabemos es que hemos comprobado capacidades desconocidas en estas células, que hemos hecho heridas a ratas y que, con una inyección de células, se han curado, y que ahora queremos seguir investigando.
-¿Cómo es posible que de una misma célula se hallen soluciones tan diversas? Parece la panacea.
-Pues sí, puede ser la panacea, porque hemos descubierto que esas células son capaces de transformarse en neuronas, tejido óseo, o muscular. Además, que producen sustancias muy importantes. Es un mundo nuevo de la medicina el que se abre. Es apasionante.
-¿Hay posibilidad de que no se continúe con el proyecto?
-De que no se continúe en Gijón. Porque, la puerta que hemos abierta pueden seguirla, sin duda la seguirán, otros investigadores.
-¿De que le fichen en Houston?
-Yo no me iré a Houston, pero Projech sí podría irse. Esta es una oportunidad importantísima para Gijón, que puede convertirse en el centro de las empresas de biomedicina. Es un tren que no puede perder, porque no vendrá otro.
-¿Qué plazo hay?
-Dos meses. Antes de fin de año tenemos que contar ya con ese dinero. Por eso hago un llamamiento a la responsabilidad de todos. No podemos parar ahora.

JOAN LAPORTA, GRACIAS POR EXISTIR

octubre 18, 2009

Quizá a alguno de ustedes, sobre todo si están poco avezados en la intríngulis política, les llame la atención que un hombre de derechas y españolista como yo, dé las gracias a alguien aparentemente tan distinto como el presidente del F.C. Barcelona. Pero verán como no tardarán mucho en entender el motivo de mis congratulaciones, cuando les descubra que en realidad somos casi la misma persona.

Para comenzar, y no es algo superficial en absoluto, los dos somos de clase alta. Yo por nacimiento, él por advenimiento, pero alta al fin y al cabo. Eso nos da una perspectiva que hace que afrontemos la vida de una manera diferente. Vivimos en una especie de atalaya construida por encima de las gentes de clase media y baja, que nos permite divisar la inmensidad del bosque, mientras ustedes luchan por distinguir el mísero árbol que tienen poco más allá.

Ambos somos nacionalistas, él catalán, yo español. Al fin y al cabo una simple diferencia de tamaño (de país, aunque en verdad, y aunque me esté mal decirlo, yo sea bastante más alto que Jan). Pero en esencia, como todos los nacionalistas, pensamos exactamente igual. Los dos nos emocionamos con himnos y banderas, y encontramos la fuerza que guía nuestras vidas en la creencia de que pertenecemos a una comunidad que no sólo nos hace sentir fuertes, si no para la que somos, desde la ya mencionada atalaya, una luz que guía e ilumina a los de abajo (ustedes, para más señas).

Y, porque no reconocerlo, ambos hemos convivido con naturalidad, sin odio ni aspavientos, con el franquismo. Yo desde las raíces mismas de mi partido, él desde la familia. Es motivo de admiración que un catalanista que marcha al frente, antorcha en mano, de un partido en teoría de izquierdas, como Esquerra Republica, hubiera escogido para su junta directiva y para su mesa de Navidad, a un franquista que haría sonrojar con sus ideas a nuestro admirado Presidente Fundador.

Pero no le doy a Jan las gracias por ser como es, si no por el simple hecho de existir. Qué sería de lo que él denomina la “caverna españolista”, si no existiera el pozo catalanista. Sin gente como él, ¿cómo iban ustedes a creerse la amenaza del separatismo? Y sin nosotros ¿qué enemigo se habría de buscar Jan para justificar la terrible opresión en la que vive Cataluña? Nosotros les damos en Cataluña los votos que ellos nos ceden con inmensa generosidad en el resto de España. Y ustedes, sean nacionalistas de un país pequeño o grande, sobre todo no dejen de seguir ciegamente nuestras antorchas, no importa si es una u otra, lo importante es que no se dispersen y les dé por descubrir que se puede vivir en otras zonas del bosque, del bosque que pertenece a los de la atalaya
BORJA MARÍA ZALLANA DE LOS ACEBOS